ver publicidad banner
banner

Viernes, 22 de noviembre de 2019

logo ediciones sibila logos revistas
<< Volver

Miércoles, 25 de Septiembre de 2019

ShoesRoom by Momad: 'Contentos, pero no satisfechos'

Así se han declarado algunos representantes del comité organizador del certamen, cuya segunda edición ha tenido lugar del 20 al 22 de septiembre en La Nave (Madrid), con la exposición de unas 110 marcas y sus propuestas para la campaña de primavera-verano 2020.

Domingo por la mañana. 10,00 horas. Un corrillo de personas se concentra en uno de los pasillos del salón. No son compradores y expositores viendo una colección. Son varios expositores, algunos de ellos miembros del comité organizador, que aprovechan un momento de tranquilidad matutina, antes de que lleguen los compradores, para hablar sobre la feria. 

Los horarios. El lugar. Las fechas... son algunos de los temas que comentan apresuradamente. Comienzan a llegar los compradores y el grupo se va disolviendo poco a poco. Pero lo importante queda claro. Ese mismo día, algo más tarde, hay una nueva reunión del comité organizador con los responsables de Ifema para encarar la tercera edición de este salón.

Al finalizar la mañana, poco antes de que el salón finalice oficinalmente a las 15 horas, varios representantes del comité organizador nos comentaban que "estamos contentos, pero no satisfechos". En su opinión, esencialmente, faltan expositores y faltan visitantes compradores. Vamos, el típico pez que se come la cola.

A nivel general, no obstante, los visitantes han sido algo más críticos con el salón que los propios expositores. Para muchos visitantes consultados, hay mucha oferta de mujer, pero falta más oferta de hombre y de niño. En opinión de éstos, faltan también marcas de referencia y el lugar (La Nave) no tiene una accesibilidad adecuada.

Por parte de la mayoría de expositores consultados, La Nave permite cambiar el antiguo modelo ferial que se estaba exhibiendo en Ifema por un nuevo concepto más dinámico, más moderno... y mucho más económico. Se ha pasado de la feria al showroom, pero también se ha perdido en servicios, advierten algunas marcas, que proponen reproducir este mismo concepto, pero en los pabellones de Ifema. Propuesta que para otros sin embargo supone toda una línea roja que no están dispuestos a cruzar, por lo que proponen otros recintos (El Palacio de Congresos, El Matadero...), que ofrecerían más servicios y además les permitiría acoger nuevos stands y expositores, ya que en este momento solo cabrían otras cuatro firmas en La Nave, que ha alcanzado su capacidad máxima.

Entre las quejas de unos y las críticas de otros, se deja entrever claramente un mensaje coincidente para la mayoría... "la verdad es que a nivel de ventas no ha ido mal. Es cierto que todavía siguen faltando compradores, pero los que han venido han comprado y si tenemos en cuenta que nuestros costes en La Nave son muy inferiores a los que teníamos en Ifema, el balance es positivo".

Pero "eso no quiere decir que nos tengamos que quedar aquí", alertaba otro expositor, "sino volveremos a estar en el mismo punto que ya estuvimos en Ifema, antes de venir aquí. Si llegamos a ese punto fue también porque se tardó mucho en reaccionar, en tomar las decisiones adecuadas. No nos puede volver a pasar lo mismo. Ahora que somos menos, debería ser más fácil ponernos de acuerdo en los puntos fundamentales y configurar un nuevo formato y concepto para afrontar los próximos años".

Y en eso están. Al cierre de esta edición, Ifema no había hecho pública todavía la cifra de visitantes (2.700 compradores la primera edición), pero su directora comercial, Clara Martín, nos comentaba que su "balance general es positivo. Es cierto que hay muchos puntos que mejorar, pero lo haremos". Así, reconoce que "faltan empresas expositoras, pero también lo es que hemos crecido en expositores respecto a la edición anterior", asegura Martín y que pese a que "se han ido alternando picos de afluencia de visitantes con horas valle, especialmente por las tardes, la impresión general es quizá un poco mejor a la de la edición anterior" en cuanto a la cantidad y calidad de los compradores.

Para Martín, hay que tener en cuenta que la pasada edición, la primera de esta nueva etapa, "sembramos la semilla y ahora todavía la estamos regando. Para cosechar todavía habrá que esperar dos ediciones, seguramente", explica.

Dos ediciones en las que los expositores no están dispuestos a que les pase lo mismo que antaño, por lo que están muy dispuestos y predispuestos a que se les escuche y se les de respuesta a puntos esenciales, como son, entre otros, el espacio y la promoción para la captación de nuevos (y más) visitantes.

El espacio
Clara Martín sostiene que en La Nave "disponemos de un espacio limitado que ya ha hemos cubierto si queremos seguir creciendo en oferta". En su momento ha servido para marcar un antes y un después, implantar un nuevo concepto de feria y guiar hacia un nuevo rumbo. Cumplidos estos parámetros, "para nosotros, volver a Ifema nunda ha dejado de ser una alternativa. Pensamos que se puede volver a Ifema respetando el nuevo concepto de showroom que tenemos aquí (en La Nave), pero además, mejorar los accesos, los servicos..., ofreciendo muchas más facilidades a expositores y visitantes".

Eso sí, reconoce, "acatareremos las decisiones del comité organizador y del sector, ya que como organizadores feriales, hacemos la feria para ellos".

Los compradores
En esta edición, la mayoría de expositores asegura que "los compradores internacionales han brillado por su ausencia. No los hemos visto". Aspecto que Clara Martín justifica asegurando que el programa de compradores internacionales organizado conjuntamente entre Ifema, Fice e Icex ha ampliado la cantidad de profesionales invitados e incluso sus procedencias, sumándose países del Australia, Singapur, Tailandia... Según Martín, el perfil de compradores era muy selecto en lo que buscaba, "made in spain y calidad media alta", lo que explicaría que los 26 compradores internacionales invitados de 16 países distintos no tuvieran interés en la totalidad de la oferta expuesta.

No obstante, asegura Martín, en esta edición se ha iniciado un nuevo programa de compradores nacionales, que ha contado con la presencia de 23 grandes compradores y "seguimos trabajando con las visitas de tiendas a puerta fría, dándonos a conocer y explicándoles por qué es positivo para ellos acudir a la feria del sector".

Por parte de los expositores, se reclama una mayor asistencia de compradores en general, pero también es cierto que la mayoría de los consultados ha confesado que "todos los compradores que teníamos previsto atender en feria, han venido" e incluso varios expositores han reconocido haber hecho nuevos contactos que en algunos casos se han materializado ya en forma de pedidos en la misma feria. Al final, concluía un expositor, "sea como sea, es la feria que tenemos. Tanto visitantes como expositores deberíamos valorarla y apostar por ella, porque si no acabaremos perdiéndola. Por mucho que se diga que si las ferias van bien o no... son lo que tenemos, Y hasta que a alguien se le ocurra otra cosa mejor, si vienes, siempre podrás tener más oportunidades que si te quedas en casa".

banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
DIRECTORIO
logo
banner

Esta web utiliza cookies propias y de terceros que son necesarias para el proceso de registro y el análisis de la navegacion de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Ver política de cookies

acepto las cookies