ver publicidad banner
banner

Sábado, 24 de agosto de 2019

logo ediciones sibila logos revistas
<< Volver

Viernes, 8 de Marzo de 2019

La 4ª feria textil BSTIM (Best Solutions in Textile Manufacturing) se abre a todas las empresas del sector textil, no solo a fabricantes de punto

El certamen ha mantenido la cifra de visitantes de años anteriores, informan fuentes de la organización de este evento.

La 4ª feria textil BSTIM (Best Solutions in Textile Manufacturing) incluye el textil al punto

Este año la organización de la feria textil europea BSTIM ha seguido manteniendo sus objetivos de promover la industria de punto local, pero ha abierto el certamen a otras empresas españolas, tanto de tecnología, acabados, hilatura... así como a talleres de punto, pero también de otros procesos de producción. Ello le ha supuesto crecer un 20% en expositores y unos 800 metros cuadrados de superficie para albergar a los mismos, según el presidente de Feria de Igualada, Joan Domènech.

La esencia, sin embargo, sigue siendo la misma que ha caracterizado a este salón, apostar por la producción en Catalunya y en España para una industria europea, de calidad y que genere riqueza y puestos de trabajo locales. De hecho, según Domènech, el 50% de los expositores era de procedencia catalana y el resto nacional e internacional.

El certamen, que ha tenido lugar los días 6 y 7 de marzo en Igualada ha cumplido su objetivo: poner en contacto una sesentena de empresas expositoras del ámbito textil con más de un millar de compradores de marcas internacionales, grandes distribuidores y diseñadores que buscan proveedores de proximidad. Siempre según información facilitada por fuentes de la organización de la feria, entre estos compradores, figuran profesionales procedentes de Alemania, Bélgica, Francia, Inglaterra, Italia, Marruecos o Méjico, entre otras procedencias.

La feria textil BSTIM, organizada por Feria de Igualada, la agrupación textil Fagepi y el Ayuntamiento de Igualada, es la única feria de producción textil de España y tiene como objetivo dar a conocer el potencial de producción textil que tiene el país y empujar a las grandes marcas a fabricar aquí parte de la producción que hasta ahora hacían en el continente asiático. En esta ocasión, han participado en la misma 65 empresas expositoras, que han ocupado un área expositiva de 1.800 metros cuadrados y que han ofrecido todo tipo de soluciones para la producción textil, así como algunos expositores especializados en digitalización, temática central de esta última edición.

No en vano, el Clúster Català de la Moda (Modacc) calcula que con la transformación digital los sistemas de producción seran un 30% más rápidos y un 25% más eficientes, y facilitará la personalización de los productos hacia altos niveles. Es por ello que se considera absolutamente fundamental que las empresas del sector aborden el reto de la transformación digital, para no quedarse fuera de juego.

Entre las ventajas de fabricar en proximidad destacan el trato cercano, la posibilidad de hacer series más cortas, diseños personalizados, rapidez en la entrega de la pieza acabada y evitar stocks y costes financieros. Además, las empresas también valoran poder establecer una relación de confianza con el proveedor, que sea duradera y contribuya al desarrollo de los productos de la marca.  

La organización hace un balance muy positivo de esta cuarta edición, tanto por la diversidad de empresas expositoras que han ocupado los 1.800 metros cuadrados de exposición del recinto del Matadero de Igualada como por la calidad de los visitantes, personas con un perfil marcadamente profesional. Así, se espera que los contactos realizados durante los dos días de duración de la feria se conviertan pedidos en firme los próximos meses, ya que la dinámica de temporadas para colecciones característica del sector hace que la consolidación de los acuerdos comerciales cristalice unos meses posteriores a cada temporada.  

Los organizadores también se muestran muy satisfechos del impacto que la temática de la transformación digital ha tenido en la feria, de la mano de numerosas empresas del ámbito tecnológico que han asistido a BSTIM por primera vez, como empresas de software informático, de e-commerce, de impresión digital o de fabricación en 3D. También han captado el interés de los visitantes las marcas que apuestan por la sostenibilidad. Gracias a ello, la feria también ha podido ser un reflejo de los retos y esperanzas de futuro que tiene el sector si apuesta decididamente por la digitalización y la sostenibilidad. 

El presidente de la Agrupació Tèxtil FAGEPI, Josep Ignasi Reixach,recordó durante el acto de inauguración del salón que el sector textil en España sigue ocupando a más de 130.000 personas, de las cuales, más de 32.000 en Catalunya. Para el futuro e impulso de este sector, dijo, el reto para los próximos años es "incorporar tecnología para ser más eficaces y competitivos", así como "apostar por la transformación de la industria europea, bajo criterios de reciclaje y sostenibilidad".

Según datos recopilados por los organizadores de BSTIM a partir de un muestreo entre las empresas expositoras, el valor de los pedidos cerrados en BSTIM es de unos dos millones de euros para cada edición, una cifra que sobrepasa de largo las expectativas que se habían depositado en la feria en el momento de su creación.

banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
banner
DIRECTORIO
logo
banner

Esta web utiliza cookies propias y de terceros que son necesarias para el proceso de registro y el análisis de la navegacion de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Ver política de cookies

acepto las cookies